Comenzando con el PHP

PHP se traza adentro del sitio web, acompañado del código HTML y, como para cualquier otro tipo de lenguaje comprendido en un código HTML. En él precisamos detallar cuáles son las partes constitutivas del código trazadas en este lenguaje. Por ende, como en otros temas, concretando el código por etiquetas.

Se puede utilizar diferentes modelos de etiquetas en función de las distinciones y hábitos. Deben tener en cuenta que no precisamente todas están configuradas inicialmente y que otras, como es el caso de <% y %> sólo están utilizables a partir de una explícita versión (3.0.4.).

Los modos de abrir y cerrar las etiquetas en PHP son:

<?        y      ?>
<%       y      %>
<?php   y      ?>
<script language=”php”>

Este último carácter está primariamente avisado a aquellos que posean el valor de ocuparse con Front Page ya que, utilizando cualquier otro tipo de etiqueta, corremos el peligro de que la aplicación nos la borre.

El carácter de trabajo de una página PHP, a enormes rasgos, no aplaza el clásico para un sitio dinámica de lado servidor: El servidor va a inspeccionar la extensión conveniente a la página PHP (phtml, php, php4) y antes de mandarla al navegador se encargará de interpretar y ejecutar todo aquello que se muestre entre las etiquetas convenientes el lenguaje. El resto, lo exportara ya que, asumirá que es el código HTML definitivamente evidente por el navegador.

Otra peculiaridad corriente de los scripts en PHP es la forma de apartar las diferentes instrucciones. Para realizarlo, se debe acabar cada instrucción con un punto y coma “;”. Para la última expresión, la cual va antes del cierre de etiqueta, este formulismo no es obligatorio. Aparte de su gran funcionalidad para el desarrollo web.

Obviamente faltaría mucho más por mostrar y enseñar pero llenaros la cabeza de información puede resultar poco eficiente y es por ello que lo dejaremos para otra ocasión el tema.

Compartir