Todo sobre el Hosting gratuito

Hosting gratito

Con la aparición de los «editores web con hosting gratuito y dominio web gratis», diseñar y publicar un sitio web sin costes y en muy poco tiempo es algo aparentemente sencillo.

En España, de hecho, existen todo tipo de proveedores que ofrecen planes de web hosting gratis a priori muy atractivos.

Sin embargo, el alojamiento gratuito tiene una serie de limitaciones profundas que no siempre quedan claras en los anuncios.

Antes de analizar los puntos a favor y en contra del alojamiento gratuito, veamos rápidamente en qué consiste.

¿Cómo funciona un alojamiento o Hosting gratuito?

Como su nombre indica, el alojamiento web gratuito es un servicio que permite almacenar páginas web sin pagar ninguna cuota.

No obstante, dado que mantener la infraestructura necesaria para ello (servidores, redes, etc.) tiene un coste elevado, el hosting gratuito suele funcionar en un servidor compartido que se exprime al máximo.

Es decir, lo que suelen hacer los proveedores para ganar dinero es almacenar tantas páginas como sea posible en un mismo servidor gratuito y, además, insertan publicidad que les garantizan los ingresos.

Los siete grandes problemas del hospedaje web gratis

Esta manera de proceder implica una serie de inconvenientes que a veces no son evidentes de un simple vistazo. Veamos las principales.

1. Prestaciones muy limitadas e impacto en el SEO de la página

Como comentábamos, dado que la infraestructura suele sobrecargarse con clientes, el ancho de banda —el volumen de datos que se transfieren del servidor al navegador del usuario— es muy limitado, lo cual causa lentitud en la descarga de los ficheros.

Además, como el espacio en disco y los recursos asignados a cada cliente son tan mínimos, el hosting gratuito no aguanta muchas visitas, por lo que suele caerse con frecuencia.

Todo esto, a su vez, tiene un impacto directo en el posicionamiento web, ya que, por más optimizaciones que apliquemos, la página no logrará la velocidad de carga que solicitan los buscadores.

2. El hosting gratis no siempre es compatible con un dominio personalizado

Aunque algunos proveedores de hosting sin costes anuncian «con dominio gratis», lo cierto es que no facilitan un nombre de dominio verdaderamente propio, sino que te proporcionan un subdominio con su nombre.

Así, la dirección de tu página suele ser algo como http://tupagina.example.com.

3. Pocas opciones de personalización

Las empresas de hosting web profesional ofrecen todo un abanico de herramientas de creación, editores, instaladores automáticos y plataformas gratuitas.

Con los proveedores gratuitos, te pierdes todas estas ventajas. Montar una página web es mucho más complicado y es probable que el resultado no quede igual de bien.

4. Publicidad de todo tipo en tu página web

Como mencionábamos, en muchas ocasiones los anuncios son la única fuente de ingresos de las empresas de alojamiento web gratis.

Para sufragar los gastos de funcionamiento y pagarse el salario, reservan un espacio en las páginas web que hospedan (bien en el lateral, bien en forma de ventana emergente) para vendérselo a cualquier negocio que quiera promocionarse, por más irrelevante que sea el contenido para tu web.

5. Lagunas de seguridad

Los hosting web que no son de pago no suelen tener los recursos para financiar a un equipo profesional que se ocupe de actualizar los sistemas para estar al día de los últimos ciberataques, de ahí que sean un objetivo más asequible para el malware.

Por otro lado, si nuestra página cae a manos de un hacker, recuperarla será más complicado todavía, ya que no tenemos acceso al servidor.

Otro factor a tener en cuenta es que ningún certificado SSL de las autoridades más reconocidas son compatibles con hosting gratis. Si bien es posible utilizar certificados SSL gratuitos, tienen una serie de limitaciones.

Por tanto, si quieres ofrecer una conexión de máxima confianza, es necesario contratar un alojamiento web de calidad.

6. Nula escalabilidad o fiabilidad para el futuro

Si quieres sacarle rentabilidad a tu página web, olvídate de los alojamientos gratuitos, ya que no permiten crear listas de distribución con direcciones de correo, ni aceptar pagos o poner tus propios anuncios.

De hecho, el compromiso que ofrecen es, básicamente, nulo y pueden cerrar en cualquier momento, como ya ha ocurrido en el pasado con servicios online gratuitos como la plataforma de música Grooveshark.

7. Falta de soporte técnico

El fondo del problema es el mismo que ya hemos comentado antes: debido a la falta de recursos que ponen los hosting sin pago, no disponen de personal para ayudar las 24 h.

Aunque en la mayoría es posible recibir asistencia por email, la respuesta no es inmediata.

¿Cuándo puede ser interesante utilizar un hosting sin cuotas?

En líneas generales, los planes de alojamiento en servidores gratis no son recomendables para un sitio web comercial o un blog con objetivos concretos como realizar transacciones, crear imagen de marca, promocionarse, etc.

Sin embargo, sí pueden tener sentido para alguien que quiera una página personal que recibirá un tráfico limitado o casos como los siguientes.

  • Principiantes que quieren aprender. Los planes gratuitos son la mejor manera de ir trasteando y aprendiendo sobre HTML, CSS, PHP, MySQL y, en general, la parte más técnica de la creación web.
  • Entorno de pruebas. Siempre es conveniente probar cualquier cambio antes de publicarlo en la web de cara al cliente. En este sentido, podría ser interesante crear una página «de pruebas» donde aplicar los desarrollos en un entorno que no ponga en peligro la página principal.
  • Comparativa de hosting. Si estás en fase de búsqueda de alojamiento para tu sitio web, una idea muy práctica puede ser utilizar la versión gratuita de varios proveedores para hacerte una idea del funcionamiento general de cada empresa.

¿Qué opciones hay para alojar un sitio web gratis en España?

El mercado del hosting en España ofrece muchas opciones, tanto nacionales como de empresas extranjeras con servicio en castellano.

WordPress es la más recurrida, pero el problema es que, al estar desarrollada con PHP, requiere un hosting más potente que uno que solo acepte páginas HTML.

Asimismo, como el entorno es más complejo, suele implicar cierta cantidad de incidencias técnicas, por lo que los servicios sin coste no suelen ser los más recomendables.

A esto hay que sumarle que, si quieres un dominio propio para una página WordPress, lo tendrás que registrar por separado.

 

Posiblemente te interese leer:

Pasos para publicar una página web

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.