Landing Page: ¿cómo crear una?

Landing Page

Las Landing Page son herramientas especialmente creadas para una promoción o una oferta concreta.

A diferencia de otras páginas generales, que nos informan de mil temas, como las formas de envío, las opciones extra o la historia de la empresa, estas páginas de llegada contienen un único mensaje.

Por eso son tan eficaces. La simplicidad y la falta de distracciones hacen que estas páginas, en comparación con la de inicio o la de productos, tengan más conversiones y reduzcan el coste de captación de cada venta online.

¿Qué tipos de Landing Page existen?

Como comentábamos, una landing page es cualquier página a la que llegamos cuando clicamos un anuncio, un botón, o incluso un enlace en las redes sociales.

Lo que la distingue de otro tipo de páginas web es que está diseñada exactamente para ofrecer lo que promocionábamos en el anuncio que el usuario ha clicado.

Si el enlace decía «50 % de dto. en material de oficina», la página solo mostrará el material de oficina al 50 %, no el catálogo de artículos para colegiales, material para estudiantes de bellas artes y artículos para oficinas.

Según a quién va dirigida la página, podemos diferenciar dos tipos de landing page:

  • Página para marketing entre empresas (también conocida como «generación de contactos» o «lead gen»). Estas landing pages normalmente usan un formulario como llamada a la acción para poder recolectar tantos datos de contacto como sea posible.
  • Página para e-commerce (pensada para lograr el clic o click-through). Son las que suelen usar las tiendas en línea para conseguir que los usuarios vayan a la página de compra.

 

Quizá te interese leer este artículo relacionado: ClickFunnels; éxito inminente

¿Cuándo conviene usar una página de aterrizaje?

Lo ideal es hacer una landing page para cada segmento y cada canal en todas las campañas que lancemos.

Esto es lo más eficaz porque, por ejemplo, el cliente que llega a través de un email con varios párrafos tiene más información sobre nuestra oferta que el que llega a través de un banner de pocas palabras, por lo que la página de destino no debería ser igual para uno y para otro.

Igualmente, si nuestra oferta abarca varios perfiles de clientes —por ejemplo, particulares y empresas— usar un mensaje ambivalente no llamará la atención de unos ni de otros.

El peligro de enlazar una promoción a una página de productos general es que los usuarios se distraigan con los diversos enlaces y opciones, y acaben en otra página.

En cambio, una buena landing page elimina la navegación y cualquier otra información para captar y guiar al navegante al paso que queremos que dé.

Buenas prácticas y herramientas para crear landing pages

Hay varias opciones para crear páginas de aterrizaje profesionales. Por una parte, están las herramientas especializadas como Unbounce.

El lado positivo es que son muy completas, pero el negativo es que el precio mensual es algo elevado. Por otro lado, podemos elegir una plataforma web preparada para landing pages.

Por ejemplo, hay temas de WordPress como Off The Shelf que ayudan en el proceso de cómo crear una landing page.

O si ya hemos diseñado nuestra web con WordPress, podemos añadir un plugin como Beaver Builder.

También podemos escoger un editor web de última generación como Simply Site que disponga de la funcionalidad integrada para añadir landing pages.

En cualquier caso, mientras diseñamos la página de destino, debemos tener en cuenta lo siguiente:

  1. Título atractivo. Hay que evitar las frases largas y complicadas. Además, es fundamental que el encabezado transmita el mismo mensaje que el anuncio que han clicado los usuarios para llegar hasta ahí.
  2. Imagen representativa. El producto o servicio de la oferta debe aparecer usado en contexto. Podemos incluso mostrar una vista previa.
  3. Texto cuidado que guíe al usuario. Las frases deben ser concisas, con un lenguaje sencillo (incluso por puntos) que indique a los usuarios qué hacer. Por ejemplo: «clica en el botón de abajo».
  4. Información principal bien a la vista. Los detalles más importantes deben situarse en la parte de la pantalla que se ve sin tener que desplazarse hacia abajo.
  5. Llamada a la acción llamativa. El botón o formulario debe tener un tamaño considerable y un color en contraste.
  6. Oferta relevante. Es importante adaptar la página según la categoría y origen del usuario (entendido como de qué canal llegan, por ejemplo, PPC, email, redes sociales, orgánico o banners), para poder analizar qué perfil da mejores resultados.
  7. Nada superfluo. En la página no debe aparecer nada que no tenga que ver con la oferta, ni siquiera el menú de navegación. Sin embargo, podemos añadir valoraciones del producto o servicio concreto en otros portales o redes sociales, o incluso comentarios de clientes reales.

 

Que estos consejos acerca de cómo crear una Landing Page eficaz sean de mucha utilidad para ti.

¿Quieres leer artículos relacionados?

Cómo crear un blog exitoso

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.