Diferencias entre desarrollo web y el diseño de webs

diseño de webs

Actualmente en el mundo de la programación y todo lo relacionado a las páginas web, se usan diversos términos. Algunos, de manera errada, o sin ser comprendidos del todo, pero que suenan semejante a lo que de verdad nos estamos refiriendo. Este caso sucede mucho cuando hablamos de diseño de webs, que, a veces, confundimos o pensamos que es lo mismo que el desarrollo web.

¿No lo son? Si te acabas de preguntar esto, te ayudaremos a aclarar las cosas. No, no lo son. De hecho, existe una marcada diferencia entre lo que compete al desarrollo web con el diseño de webs en sí.

¿De qué manera? Para empezar, las áreas que cada uno toca se distancian mucho de la del otro, aunque al final, tienen que ver con lo mismo: el hacer funcionar una página web.

Puedes leer: Los mejores trucos hack para recuperar la contraseña del WiFi

Para empezar, ¿a qué nos referimos con diseño de webs?

Lo mejor es ir definiendo por separado ambos términos para comprender la diferencia que existe entre ellos. Aunque incluso se puede resumir con frases cortas y concretas: el desarrollo web se basa en la programación; mientras que el diseño de webs habla de apariencia y diseño gráfico más que nada.

diseño de webs
El diseño de web habla más de apariencia, imágenes usadas, y de la disposición de elementos gráficos en el espacio de la web.

Refiriéndonos a éste último, el diseño de webs define a la actividad encargada del tema visual y gráfico en cualquier página virtual. Es decir, de la planificación, el uso de las imágenes, colores y combinaciones de tono que componen la apariencia de una página web; así como su mantenimiento en el tiempo. Sin tocar códigos de programación en absoluto.

Tiene bastante que ver con el área de diseño gráfico, porque justo se apoya en esta disciplina para salir adelante. El diseño de webs compromete al encargado de ello a elegir un equilibrio de colores adecuado para la página que se encuentra creando; también, de la distribución de sus componentes de manera que resulte agradable a la vista del usuario.

A su vez, es la identidad de la empresa o el proyecto; tanto como el medio de comunicación más directo con los que acceden a nuestro portal. Claro que lo es, después de todo es la primera impresión que se llevan del sitio en el cual depositamos nuestro contenido y esperamos que se promocione de una manera u otra.

Te puede interesar: El minado de Bitcoin le pasa factura de luz muy cara a Irán

¿Y el desarrollo web entonces es otra cosa?

El desarrollo web, por otro lado, es la actividad mediante la cual hacemos que una página web funcione. Es decir, en la que configuramos todas las opciones y posibilidades que se ejecutan cuando los usuarios entran en nuestro portal.

diseño de webs
El desarrollo web se relaciona estrechamente con el uso de lenguajes de programación para hacer funcionar la página.

Se encuentra directamente relacionada con los lenguajes de programación; así, se generan e instalan los gestores principales de nuestra página web, así como se implementan detalles importantes para su existencia, como una conexión adecuada a fuentes informáticas que lo sustenten, lo mismo que una base de datos.

Aquí entra directamente todo lo que se realiza dentro del servidor de la página web para que esta funcione. A su vez, puede relacionarse con una parte de la apariencia de la misma, aunque sigue diferenciándose por implementar códigos y lenguajes de programación para ello.

Las técnicas de diseño de webs no son las mismas que en el desarrollo web

Como ahora sabemos, ambas disciplinas aunque pudieran confundirse como lo mismo, en realidad, son dos cosas muy diferentes. Generalmente quiénes se hacen cargo del desarrollo de una web son programadores de alguno o varios tipos de lenguaje de programación. Bien sea Python, JavaScript, C++, Laravel, etc.

Los que se encargan del diseño de webs, por otro lado, aunque pueden tener conocimientos de programación por igual, no se centran en ellos para cumplir esta labor. Generalmente pasan a programas de edición de imágenes, creación de vídeos o GIF’s, y se encargan de planificar el espacio dentro de una página web.

¿Cuál de las dos es más importante?

Ambas disciplinas tienen su peso a la hora de montar una página web que sea rentable, y que cumpla con lo que a día de hoy, los usuarios esperan de ella. La apariencia, con una interfaz manejable, sencilla, e intuitiva, es igual de fundamental que el funcionamiento como tal de un sitio web.

Si bien, cuando hablamos de cuestiones técnicas, el desarrollo web tiene su peso fundamental; a fin de cuentas, es el que se encarga de ensamblar y hacer que un sitio virtual funcione. Si el mismo no puede conectar con su servidor, por ejemplo, de nada servirá tener una apariencia agradable que al final, no podrá ser vista.

La respuesta es el balance perfecto entre desarrollo web y diseño web en el mismo sitio.

Tampoco tendrá mucha gracia tener una página web con todas sus funcionalidades cubiertas, pero que luzca de una manera desastrosa o poco apreciada. Generalmente, aquellas webs que para los usuarios resultan complicadas a la vista, terminan siendo ignoradas al poco rato por ellos.

Es decir, no puedes prescindir ni del desarrollo web, primordial para que tu página web arranque, ni del diseño web, para ofrecer una experiencia de usuario que posicione tu sitio gracias al número de visitas que se gane. Los dos, de cierta forma, van de la mano.

Fuente: Techterms

También te puede interesar:

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.